¿De qué puedo trabajar en un hotel?

Compartir: 
Quiero trabajar en un hotel ¿Qué hago?

Quiero trabajar en un hotel

El sector turístico emplea cada año a miles de personas en nuestro país. Por este motivo tener una formación específica que cubra las necesidades de cada tipo puesto de trabajo es la clave.

Alojamientos turísticos y grandes complejos hoteleros están en búsqueda de personal que cubra las necesidades de sus clientes, sin perder de vista que un hotel, más aun cuando presenta grandes dimensiones y porcentajes de ocupación precisa cubrir un número elevado de puestos de trabajo de distintas disciplinas. El ejemplo más sencillo es ver la cantidad de servicios que se ofrecen y el público al que nos dirigimos.

¿Qué puestos de trabajo puedo encontrar?

Son los encargados de recibir, atender y proporcionar un primer contacto con el cliente. Su labor es mostrar los servicios del hotel, así como la gestión de su llegada y salida. Conocen el destino y los recursos que ofrece. En muchos casos son en enlace a distintos servicios adicionales o concertados del propio establecimiento. Podríamos decir incluso que son los que reciben y despiden al cliente una vez que se ve concluida su estancia. Tener un conocimiento en sistemas de reservas o digitales ayudará a que la labor de front desk sea óptima.

Son una parte fundamental del engranaje, ya que este departamento con la figura de la gobernanta al frente, busca la máxima excelencia del cliente y trabaja por el confort de los huéspedes en todas las estancias. La limpieza de las habitaciones y zonas comunes son fundamentales si queremos dar una buena imagen al cliente.

En este departamento los puestos son variados. En muchos casos dependerá de la categoría del establecimiento. En base a ello, encontramos la figura del maître, encargado del servicio de sala. Su gestión es fundamental para la coordinación con departamentos de almacén y economato. En los puestos de sala encontramos figuras como el bartender y el sumiller, quienes se encargan de la elaboración de cócteles o trabajan maridajes adecuados que acompañen la carta de platos.

En prácticamente todos los establecimientos encontramos cocineros y ayudantes de cocinero. Su labor principal es la elaboración de platos para los comensales. En algunas ocasiones cuentan con algún tipo de reconocimiento gastronómico y son reclamo para atraer nuevos clientes. En otros casos, están dedicados a la comida local o especializadas (vegetariana, asadores, de tapas, etc…).

Es el departamento encargado de coordinar banquetes, celebraciones y eventos, sea cual sea su índole. Desde pequeñas reuniones de empresa a grandes convenciones, sin olvidar eventos sociales como las bodas o las comuniones. Cuidar todos los detalles y aconsejar a los clientes en función de sus gustos son la labor del personal de eventos, que tiene que coordinarse muy bien con los posibles servicios ofrecidos por el hotel, así como por empresas externas que puedan prestar algún servicio adicional.

Este perfil requiere de una alta especialización. No olvidemos que debe contar con unos conocimientos sólidos del establecimiento. Día a día debe revisar los parámetros y cifras de ocupación, ventas, previsiones…

Todos los servicios del establecimiento deben funcionar correctamente y sus mandos intermedios reportarán a dirección cualquier incidencia que habrá que resolver de forma inmediata. Supone un cargo de responsabilidad y dedicación.

¿Qué requisitos hay que cumplir?

  • Formación: Para tener más opciones a optar a un puesto, tendremos que contar con cierta polivalencia pero sin olvidar las tareas propias, por lo que contar con conocimientos específicos ayudará. Igualmente contar con experiencia previa siempre es un plus.
  • Carácter: Tener habilidades de comunicación, don de gentes y ser resolutivo son cualidades muy valoradas. El trato directo con el público es prácticamente constante, sobre todo en determinados puestos. Importante ser ordenado y disponer de flexibilidad horaria, ya que en ocasiones el trabajo se realiza a turnos.
  • Idiomas: En un sector como el turismo, los idiomas son imprescindibles en algunos puestos concretos. No obstante, conocer uno o varios te permitirá diferenciarte. Piensa en donde va a estar ubicado el hotel o el tipo de clientela que lo frecuenta, ya que ese idioma será importante para poder desarrollar adecuadamente tu trabajo.

¿Ya has elegido el puesto de trabajo en qué te gustaría trabajar dentro de un hotel?

 

Autor: Sara Vilar

Profesora. Titulada universitaria. Más de cinco años de experiencia docente formando a profesionales.

Valora esta noticia:
4.3 (28 votos)